El entrenador de Liga de Quito, Luis Zubeldía, reconoce que la derrota ante Orense en el estadio Rodrigo Paz es un golpe “fuerte” porque se condicionaron con goles tempraneros, sin embargo, manifesta que la etapa “no está perdida”.

“Veníamos levantando y era la oportunidad de aprovechar el momento. Es difícil explicar por qué tuvimos un arranque tan malo, regalamos el primer tiempo”, señaló el estratega argentino en la conferencia de prensa luego del partido.

Zubeldía destacó la mejoría del equipo para la etapa de complemento: “En la segunda mitad mejoramos, pero no logramos tener profundidad y el gol llegó más tarde de lo esperado. No sabemos si es definitivo para la etapa”.

“El equipo venía en alza y jugando bien. Tuvimos 7 minutos fatales que provocó mucho nerviosismo, y aún así tuvimos el empate pero no pudimos concretarlo”, dijo finalmente.

Artículo anteriorASÍ SE DISPUTARÁ LA FECHA 26 DE LA SERIE “B”
Artículo siguienteTODO APUNTA A QUE FABIÁN BUSTOS VOLVERÁ A BARCELONA

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí