Esta tarde la intensa lluvia que cayó sobre la capital de la república, misma que estuvo acompañada de una fuerte granizada, hizo observar un panorama sumamente singular en la cancha del estadio Gonzalo Pozo Ripalda, misma que terminó cubierta de toda la nieve que cayó al sur.

Tal como lo da a conocer nuestro Director Xavier Bucheli, la cancha quedó cubierta del manto de nieve, con lo que además se espera que el gramado no tenga inconvenientes y esté en óptimas condiciones para el encuentro de este domingo a las 14h00 en el que orientales reciben a albos por la quinta fecha de la segunda fase de la LigaPro.

Artículo anteriorFLAMENGO A UN PASO DE LA CLASIFICACIÓN CON TRIUNFO ANTE CORINTHIANS
Artículo siguienteMALA NOCHE PARA JORDAN SIERRA EN EMPATE DE TOLUCA POR LA LIGA MX

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí